En pésimas condiciones se encuentra Hospital General de Puerto Escondido.

Puerto Escondido, Oax. A tan solo 8 años de haberse inaugurado, el Hospital General de Puerto Escondido –también conocido como el Treinta Camas–se encuentra casi en ruinas por el nulo mantenimiento de parte de la Secretaría de Salud; por lo tanto, el servicio médico que se le brinda a la población es de pésima calidad al no haber medicamentos ni el material necesario para cirugía y consulta externa. 

El personal médico, administrativo y de enfermería se encuentra en asamblea permanente en este hospital, al igual que en la mayor parte del estado, todo esto a raíz de que el nuevo Secretario de Salud les hizo de su conocimiento que todo el personal de contrato quedaba fuera de los planes laborales de dicha secretaría.

Mireya Ileana Galindo, quien es la representante sindical en este hospital, comentó que el Secretario de Salud prácticamente está despidiendo al personal regularizado y de contrato, la gran problemática radica en que más del 50 por ciento del personal médico es de contrato, esto significa que si se hicieran efectivas las declaraciones del Secretario de Salud, la población se vería afectada de manera directa aún más de lo que ya ha sido afectada, ya que los médicos generales, especialistas y personal de enfermería dejarían de prestar los servicios a los que más lo necesitan, pues son ellos los que son de contrato.

El personal médico también hizo patente sus reclamos, denunciando que el Hospital General de Puerto Escondido está en pésimas condiciones y que han estado laborando en condiciones bastante lamentables, ya que la infraestructura de este edificio acondicionado como hospital  ha sido prácticamente olvidada por parte de las autoridades de salud; se puede ver en las imágenes que acompañan esta nota informativa cómo dentro del hospital hay plafones cayéndose dentro de los consultorios, problemas graves en las paredes, el aire acondicionado por largos lapsos de tiempo no funciona, lámparas cayéndose y sin funcionar en los pasillos principales, en algunas partes el piso está bastante deteriorado, por no decir que se encuentra prácticamente en ruinas. 

Comentó el personal que lo anterior es solo en la infraestructura hospitalaria, ya que de la misma manera ha habido un pésimo servicio en el surtido de medicamentos e insumos, el personal médico carece de material quirúrgico y hasta del más elemental para funcionar como hospital. 

A decir de los representante sindicales este lunes 5 de febrero el Hospital General de este Puerto amanecerá con sus entradas y salidas bloqueadas como medida de presión a las autoridades estatales de salud para que no se lleve a cabo el abuso de despedir al personal de contrato y de esa manera darle otro golpe mortal a la población, que es la que finalmente sufre las malas decisiones del Secretario de Salud.

También puede interesarle: