Río Grande, Oax. La alerta por una posible intoxicación por alimentos en la comunidad de Zapotalito Tututepec se activó luego que al menos ocho niños que arribaron de diferentes Escuelas Secundarias Técnicas del estado a participar en una convivencia deportiva resultaran gravemente enfermos.

Los hechos ocurrieron la tarde del jueves 23 de febrero cuando ocho estudiantes de nivel secundaria referían dificultad para respirar y malestares estomacales. Los profesores, temiendo una posible intoxicación por alimentos, solicitaron el auxilio de los cuerpos de rescate en la zona, acudiendo al lugar voluntarios de los Escuadrones Oram y Rum de Río Grande, quienes inmediatamente estabilizaron a los niños y los trasladaron al Hospital Básico Comunitario de esta agencia municipal.

Al ser entrevistados, todos los pacientes refirieron que después de dos días de estar participando en las justas deportivas se sentían muy desgastados, por lo que en una oportunidad que tuvieron decidieron comprar bebidas energéticas como Red Bull, Monster y Vive 100, mismas que, después de los últimos juegos, bebieron esperando sentirse con energía renovada.

Lamentablemente el ingrediente principal de estas bebidas energéticas causa una aceleración del ritmo cardiaco; esto, sumado a la falta de una buena alimentación por el intenso acondicionamiento físico para estas competiciones, causó que las bebidas causaran estos malestares a los jóvenes, explicaron profesionales médicos.

Una vez que se logró estabilizar a los menores, fueron entregados a sus profesores, quienes se dirigieron a la Escuela Secundaria Técnica de El Zapotalito Tututepec, en donde se originaron los hechos y punto central de las justas deportivas, para reunirse con sus compañeros para informarles cuál había sido la causa de esta aflicción de los estudiantes, ya que había zozobra entre los asistentes pensando que todos los ahí presentes podrían llegar a presentar síntomas similares.