Santiago Jamiltepec, Oax. Como le dimos a conocer la semana pasada a través de las páginas de El Despertar de la Costa, el sábado 22 de junio la violencia volvió a asomar su feo rostro por esta región de la Costa con una persona asesinada a tiros en un lavado de autos de San Pedro Pochutla.

Esto por desgracia únicamente fue la antesala, ya que se registraron otros hechos violentos durante el fin de semana y principios de ésta en diversos puntos de la región de la Costa.

Los primeros hechos violentos ocurrieron en el transcurso de la tarde–noche del domingo 23 de junio, cuando se dio a conocer que en el interior de un establecimiento denominado La Playita, en Santiago Jamiltepec, habían sido asesinadas dos personas.

Elementos de la Policía Municipal de este lugar se movilizaron hasta la Calle del Hospital de la Quinta Sección de esta cabecera municipal, en donde localizaron los dos cuerpos sin vida, por lo que solicitaron la intervención de los elementos de la Agencia Estatal de Investigaciones (AEI) quienes, minutos después, arribaron al sitio señalado, para dar fe del deceso de los dos cuerpos y realizar su levantamiento y traslado al panteón municipal de esa ciudad para la práctica de la necropsia de ley, dando inicio al legajo de investigación correspondiente.

Uno de los cuerpos sin vida fue identificado como Mario Merino, de 68 años de edad, ignorándose hasta el momento más detalles de este crimen.

Luego, durante las primeras horas del lunes 24 de junio, se recibió una llamada de alerta que informaba a los uniformados que sujetos armados intentaban ingresar a un rancho en la misma zona de Jamiltepec.

Elementos de la Policía Municipal de Jamiltepec que estaban cerca del lugar se trasladaron a investigar la llamada a bordo de una patrulla de esa corporación; de repente de frente se les apareció una camioneta en la que viajaban varios sujetos fuertemente armados, mismos que al tener a la vista la unidad policiaca, comenzaron a disparar en contra de los policías. Durante la agresión tres de los uniformados resultaron heridos de bala, entre ellos el comandante de esa corporación policiaca.

Ante esta lluvia de balas, los uniformados optaron por responder a la agresión, logrando abatir al menos a dos de los agresores; en ese momento, aprovechando la escasa visibilidad del lugar, los agresores se dieron a la fuga, pero no tuvo la misma suerte el conductor de la unidad de motor en que venían los sicarios, quien al no poder darse a la fuga fue detenido por los policías, asegurando los uniformados también la unidad de motor.

Al darse a conocer esta información, el vicefiscal regional de la costa, Lic. Alejandro Peña, peritos en distintas especialidades y elementos de la AEI acudieron al lugar con la finalidad de iniciar una investigación que termine con la detención de las personas que participaron en esta agresión armada en contra de los Policías Municipales.

Cabe mencionar que posteriormente, en el transcurso de la semana, falleció uno de los tres policías heridos en el enfrentamiento, lo que originó que el cabildo en pleno de Jamiltepec rindiera un homenaje póstumo con todos los honores al policía caído en cumplimiento de su deber.

De igual forma, trascendió que el martes 25, elementos de la Policía Municipal de San Pedro Mixtepec, en apoyo a sus homólogos de Jamiltepec y con la autorización del licenciado Freddy Gil Pineda Gopar, presidente municipal de San Pedro Mixtepec, se trasladaron a Jamiltepec para llevar diez unidades de sangre para apoyar a sus compañeros heridos quienes, debido a la gravedad de sus lesiones, requerían con urgencia de esta sangre.