Santa María Colotepec, Oax. La noche del miércoles 18 de octubre se suscitó un fuerte y aparatoso accidente sobre la Carretera Costera del Pacífico, a la altura de la comunidad de Ventanilla Colotepec.

Los hechos ocurrieron alrededor de las 20:15 horas cuando los tripulantes de una motocicleta Italika, identificados como Alejandro Cortés G., de 45 años de edad, y José de Jesús, de 16 años, ambos con domicilio en la Colonia San Miguel de Puerto Escondido, circulaban sobre esta vía federal; cuando los motociclistas se encontraban a la altura de la comunidad de Ventanilla, sorpresivamente fueron golpeados en la parte posterior de su motocicleta por un automóvil Tsuru II, conducido por quien fuera identificado como Jaime M. por lo que, al ser impactados, los tripulantes de la motocicleta salieron despedidos por los aires para terminar con una dolorosa caída que les provocó diversas lesiones.

Mientras, la unidad de motor que golpeó la motocicleta, aparentemente a consecuencia del golpe, sufrió una falla en el sistema eléctrico, provocando que el automóvil se incendiara, sin que nadie pudiera hacer algo por evitarlo, aunque afortunadamente el chofer del Tsuru salió ileso del siniestro.

Al lugar fueron movilizados elementos de los diferentes grupos de rescate, como la Cruz Roja Mexicana, quienes les brindaron los primeros auxilios a los tripulantes de la motocicleta quienes, después de ser estabilizados, fueron trasladados e internados en la Clínica Ángel del Mar en donde, al día siguiente, fueron reportados como estables.

Al mismo tiempo, al lugar arribaron elementos de Protección Civil de Santa María Colotepec, así como efectivos de la Policía Municipal, Policía Estatal y el Cuerpo de Bomberos del Estado quienes controlaron el fuego, evitando que éste se propagara a los pastizales en la zona.

Mientras, los elementos de la Policía Municipal lograron detener en el lugar de los hechos al chofer responsable del accidente y conductor del automóvil Tsuru II, quien manifestó en su defensa que él “venía manejando tranquilamente cuando de pronto fue alcanzado por otra unidad de motor”, de la que dijo desconocer sus características, pero señalando que debido al golpe él salió proyectado al frente, por lo que no pudo evitar golpear a su vez a los tripulantes de la motocicleta.

Por ello, el conductor quedó a disposición de la autoridad competente para deslindar responsabilidades y el culpable del accidente responda por los gastos médicos de los lesionados.